Noticias

Niñas y niños de cuatro comunas de Los Ríos recibieron libros del PNFL

60 escolares de Lanco, Mariquina, Río Bueno y Valdivia recibieron material bibliográfico, correspondiente a textos de consulta, literatura infantil y poesía.

Miércoles 23 de octubre de 2013

Por segundo año consecutivo, niñas y niños beneficiarios del programa Asesores Senior recibieron minibibliotecas del Consejo de la Cultura y las Artes de Los Ríos como parte de sus actividades de apoyo a esta iniciativa, a través del Plan Nacional de Fomento de la Lectura.

La primera de las entregas se realizó en Espacio Sur a 30 niñas y niños participantes del programa en las comunas de Lanco y Mariquina. Luego fue el turno de 10 menores beneficiarios de Río Bueno y 20 niños de Valdivia.

El material bibliográfico corresponde a un set de siete libros que incluyen textos de consulta, literatura infantil y poesía, la mayoría de autores chilenos, considerando gustos generales de los menores.

“Nuestra intención es fomentar la lectura no sólo para que los niños mejoren su rendimiento escolar, sino también para fomentar el gusto por la lectura, el placer de leer, la visión crítica, el desarrollo emocional de los niños y en ese sentido esta alianza con Senama, Fosis y Dibam ha sido muy exitosa”, dijo la directora del Consejo de la Cultura y las Artes de Los Ríos, Catherine Hugó.

La autoridad explicó que la entrega de los textos viene a complementar las acciones que realiza el Consejo de la Cultura para aportar al programa de voluntariado Asesores Senior, tales como “Escritores a domicilio”, actividad en la que participaron Pedro Guillermo Jara en Lanco, Verónica Zondek en Mariquina y Maha Vial en Río Bueno y que consistió en la visita de estos autores regionales a los hogares de los niños beneficiarios, para incentivar el hábito lector en familia.

El 2013 el programa aumentó su cobertura en la Región de Los Ríos, con 30 voluntarios mayores y 60 niños de las comunas de Valdivia, Lanco, Mariquina y Río Bueno.

“Todavía es muy temprano para saber si los chicos de este año ya agarraron el hábito lector, pero sí lo veo con los chicos que tuve el año pasado. Sé que ellos van a la biblioteca y sacan libros, es decir, que es una semillita que uno plantó. Todos estamos buscando eso, esto es un trabajo a largo plazo y uno no puede conseguir de inmediato todo, pero sí yo creo que es bueno, sobre todo porque es una lectura que no viene con la obligación del colegio, es una lectura por agrado, y creo que eso es el gancho”, sostuvo la asesora senior María Gabriela Fernández.

Deja un comentario